22.7.08

Fragmento: conversaciones acerca de la repetición

...Cuando uno explica, nombra --como "enseñador" de matemáticas--, los números sabe que lo que comunica no son las particularidades de los números, sino lo que son en cuanto a sus relaciones; es decir, si nombro "3" no estoy nombrando al tres como algo individual, mero dibujo con sonido, sino que lo estoy pensando como algo distinguible dentro de un universo al cual pertenece; por ejemplo: nombrar tres como número natural, o como número real, o cómo entero, etc. Sólo entonces el tres es número. Desde luego, al nombrar un número, toda verificación de su pertenencia es una lectura inconsciente integrada ya como sostén para posteriores interacciones, como por ejemplo al sumar. Por ejemplo, diríamos: "Tres [número natural] más [operación definida en los números naturales] cuatro [número natural]". En este caso, la lectura inconsciente es lo que está entre corchetes... Los alumnos tienden muchas veces a cometer errores porque leen en matemática como si leyeran en castellano, o inglés. Y digo "en", porque las-matemáticas es un lenguaje... Suele ocurrir en ciertas clases que cuando toca hablar de los números naturales, alguien te pregunte por el cero, si se incluye o no; entonces debes decidir si estás hablando de los Naturales como una biyectividad, cuando caminas, con los pasos o con las detenciones de esos pasos, que igualmente llamamos pasos --esto ya se ha dicho muchas veces, y mejor--, pues no damos "cero" pasos, pero sí podemos considerar "cero" al punto de parada inicial...

...No sé si será análogo, pero cuando descubres una melodía, cuando tienes una melodía, tienes dos modos básicos para enfrentarte a ella: por las notas o por el espacio entre las notas; espacio que no es necesariamente silencio. O sea, las notas serían los puntos, que tú dices, de paradas y los pasos serían los espacios. El punto de parada inicial sí sería silencio, relativo a la melodía en particular. Este silencio inicial le pertenece a todas las melodías del mundo, y se relaciona a distintos espacios de la primera nota "sonora" de cada melodía, espacio por cierto regular entre nota y nota sonoras de cada melodía existente, el pulso... El pulso es un elemento primitivo, presente tanto en la relación entre las estrellas como en nuestros propios organismos. La Tierra y su pulso anual, o diario, con respecto al sol; el pulso de nuestra sangre, el corazón. Órbitas. Por cierto existe un pulso básico que contiene a todos los pulsos distinguibles. Podríamos llamarlo el pulso "Uno", presente de una u otra manera (o cantidad) en todos los los pulsos...

...Los mantras, el mismo mala, o el tasbih, los ciclos, la repetición conducente... Si pensáramos en repeticiones lineales, rectas, quizás no serían conducentes, tenderían al infinito. Lo conducente dice que tienen límite, recurriendo al lenguaje matemático. Lo conducente en este caso vale decir aquello que tiene un punto de destino, si bien no pulsado, como una nota más, al menos está proyectado como para ser pulsado, una realidad en lo posterior. Como esta realidad no es en tiempo presente, sino más bien futura, es decir --como en música-- una nota no pulsada, su probabilidad de ser se divide en nota sonora o nota silenciosa. Si es nota sonora, pertenece a la sucesión, por lo tanto debe ser nota silenciosa. Ahora bien, esta nota silenciosa, cabría preguntar si es acaso igual al silencio inicial, o sea que es el mismo silencio. Si así fuera tendríamos un ciclo...

...Otra dimensión a considerar es la que implica la manifestación de los cuerpos visibles, sus composiciones atómicas, la arquitectura misma de edificios, desde una perspectiva atómica... Por ejemplo el carbono...