4.11.10

Catorce mil




Veo por mi ventana catorce rosas de encendidos pétalos rojos, flameantes, catorce mil el viento inquieto mil danzas. Conozco el invierno su blanco y los tallos desnudos, invisibles los pétalos matizados en cielo su lluvia su polen transparente, una muerte cada año testigo las veo, catorce a cero, sus colores mañana sin aroma. Y nosotros que nos tocamos, primaverales desde la sangre, nos ignoramos en sueños y pasamos por el invierno como el viento allá lejano entre sus pétalos. ¿Vendrá la muerte a hospedarse en medio de los abrazos, matizarnos con el cielo para un próximo verano? Tus cabellos blancos inauguran la partida, son tus pétalos que esperan al viento de despedida, inquieto mil danzas que te llevarían. Por mi ventana veo catorce rosas y tus ojos vivos, catorce mil silencios, inquietos mil danzas, la distancia de este abrazo sin brazos, la quietud inquieta de este mismo cielo ya sin noche ya sin día.





[foto: AlishaV]